THE BLACK KEYS – EL CAMINO

THE BLACK KEYS – EL CAMINO

Vuelven del frente, convertidos en héroes de guerra, The Black Keys, que parecen estar tocados por la varita mágica a juzgar por los dos últimos años de éxitos cosechados con Brothers (2010) y El Camino (2011), el que nos ocupa esta vez.

El Camino apareció un buen día a finales del pasado año y de la noche a la mañana se convirtió en una especie de tablas de Moisés del hype de manual. El videoclip de “Lonely Boy” recorrió la red como la explosión de una supernova y la canción hizo el resto. No voy a reseñar que El Camino sea sólo un disco de moda, sólo el tiempo lo dirá, pero el haber abandonado las veredas de su satánica majestad el Blues para abrazarse con la variante del Soul más comercial y la producción de alta cocina de un artesano del mainstream como es Danger Mouse, puede que les haga perder seguidores. Pero también ganarlos. Y algunos más. He ahí el secreto de la fórmula mágica. Cómo hacer ganar un montón de pasta a dos tipos con talento como Dan Auerbach y Patrick Carney. Romper el contrato con Satán y firmar uno nuevo con la Warner.

El Camino es un gran disco. Han abandonado la suciedad, se han lavado (pero no afeitado) y han hecho un disco directo a la yugular (38 minutos), consiguiendo estar en boca de todos. Canciones como “Little Black Submarines”, tema acústico que rompe de forma súbita en una enorme mole de rock músculoso, las pegadizas “Run Right Back” y “Gold on The Ceiling”, que podrían radiarse en cualquier emisora del mundo y además gustar, o la maravillosa “Stop Stop”, encumbran el disco, al que para mi gusto le sobran como 3 o 4 canciones, que parecen haber sido compuestas por otra banda y con las que no comulgo demasiado.

Y luego está, “Lonely Boy”. Que viene siendo LA CANCIÓN. Para bien o para mal.

YouTube Preview Image

En realidad debatir sobre si un músico debe o no debe evolucionar es una estupidez, puesto que cualquier artista proyecta una evolución a lo largo de su carrera (o involución en algunos casos). Y aunque en mi caso me decante más por la primera e incendiaria parte de su discografía, la que comprende desde The Big Come Up (2002) hasta Attack & Release (2008), animaré a cualquiera a disfrutar de esta nueva aventura sonora en la que se embarcan, la cual durará muchos años seguro, porque estos tipos son imparables.

Los tienes el 28 de noviembre en directo en el Palacio De Los Deportes de Madrid. Stay Tuned!

YouTube Preview Image

Guillermo Fernández

One Response

  1. Sara. V

    Totalmente de acuerdo, el señor Guillermo sae muy bien de lo que habla ;)
    Solo aporto mi cd favorito: Magic Potion
    Y para algún despistado decir que vienen en Noviembre a Madrid ( y ahora no recuerdo si también a Barcelona) y que las entradas ya llevan a la venta un par de meses ;)

Leave a Reply